martes, 21 de mayo de 2013

20 de Mayo

Hoy es la historia de como una sola cosa puede estropearte la ilustración: La mano ò.ó En general suelo hacer las manos bien, no es lo que mejor se me dá pero tampoco he tenido demasiados problemas con ellas. Pero lo de ayer fue otro cantar, tenia la linea de dibujo casi terminada y me gustó la idea de dibujar la mano cerca del rostro y no me salía nada bien, la repetí mil veces hasta que salió algo medio decente, aunque el papel estaba ya tan destrozado que no ha quedado del todo bien, pero bueno, de los errores también se aprende.

Espero que os guste. Disfrutad, opinad y compartid :) ¡Nos vemos mañana queridos ilustres!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada